Exportando franquicias gastronómicas

Conquistar al mundo con nuestra gastronomía es un reto que debemos asumir como país y que puede significar un pilar importante para un desarrollo sostenido.

Publicado el: 12/05/2016 15:05
Exportando franquicias gastronómicas

La franquicia, un eficiente modelo de expansión empresarial que ha tenido en los últimos años una creciente difusión en el Perú, logrando las franquicias peruanas un incremento de 30% en número en los últimos 5 años, y habiendo exportado a la fecha más de 20 marcas gastronómicas a más de 18 países. Este éxito se debe en gran medida al boom de nuestra gastronomía catalogada entre las mejores del mundo.

Este entorno internacional permite el conocimiento de nuevas culturas gastronómicas logrando la introducción de nuevos conceptos alimenticios bajo el formato de franquicia a través de restaurantes y fast foods. La oportunidad histórica de conquistar al mundo con nuestra gastronomía es un reto que debemos asumir como país y que puede significar un pilar importante para un desarrollo que debe convertirse en una industria articulada y planificada a futuro.

De no asumir este gran reto con profesionalismo nos puede suceder como les sucedió a los japoneses, italianos o mexicanos, quienes vieron que sus sushis, pizzas y tacos fueron internacionalizados a manos de empresas extranjeras que los transformaron, tropicalizaron y fueron quienes conquistaron al mundo.

Esto nos puede suceder si no queremos o no sabemos exportar nuestra gastronomía y veremos venir los empresarios extranjeros y se llevarán a nuestros chefs, pero los réditos serán de los dueños de los negocios que serán extranjeros. 

Por lo tanto nos toca implementar como país políticas integrales que articulen al estado y al sector privado dentro en plan a largo plazo que conlleve a la exportación masiva de restaurantes peruanos amparados bajo una gran marca paraguas llamadaGastronomía Peruana.

Ejemplo de esto son los Tailandeses que financiaron a sus chefs para que abrieran restaurantes por todo el mundo y hoy exportan en productos, insumos y vajilla más de cinco mil millones de dólares por año.

La pregunta ahora es ¿como exportar mi franquicia gastronómica?. Aquí algunas recomendaciones básicas fruto de mi experiencia como consultor acompañando a la internacionalización de muchas marcas nacionales. 

Convertirse a franquicia: Se requiere un gran compromiso de los propietarios con el proyecto de conversión a franquicia y brinden información a sus consultores. Suele ser el caso de algunos empresarios, quienes no están dispuestos a proporcionar cierta información (como por ejemplo, cierta receta, nivel real de
facturación, procesos, etc) por considerarla “confidencial”. Es necesario entender que el éxito de un negocio no necesariamente está en la receta, sino en una combinación de varios aspectos como: marca, producto, imagen, procesos tecnológicos, gestión de calidad y servicio.

Se requiere por lo tanto una preparación seria de la mano de una consultora especializada. La empresa deberá de contar por ejemplo con su marca registrada, una gestión financiera ordenada, una mayor planeación estratégica y una definición clara de sus procesos.

Analizar los mercados Meta: Hay que realizar las investigaciones o estudios necesarios para determinar la demanda, competencia y viabilidad de la franquicia en los mercados meta.  

Desarrollar un plan de expansión: Es decir, cómo se va a llevar a cabo el crecimiento del sistema de franquicias, ya sea por franquicias
individuales, regionales, maestras, etc.

Tropicalice: El término tropicalización se emplea para referirse a las adecuaciones que todo negocio debe realizar antes de operar en un territorio distinto al de origen. Los puntos fundamentales que este término encierra: Análisis de la cultura de franquicia, adecuación de manuales desde el punto de vista idiomático y cultural, analizar si el producto o servicio será aceptado tal cual o hay que adaptarlo.

El marco legal : Es importante que considere que los contratos de franquicia estarán desarrollados en base a la jurisdicción y competencia del país origen de la franquicia. Sugerimos siempre optar por un arbitraje para tener un medio de negociación en caso de algún problema a futuro. Otro aspecto es el registro de la marca, la cual debe estar registrada y ser propiedad del franquiciante tanto en el país de origen como en el mercado meta. También se debe analizar los
permisos sanitarios o licencias, las trabas arancelarias y para-arancelarias existentes, la legislación tributaria, laboral, tipo de cambio, etc.

Luis Kiser Rodríguez Luis Kiser Rodríguez

Abogado, graduado en la Pontificia Universidad Católica del Perú. Es presidente de Front Consulting Perú, empresa consultora de franquicias con presencia en 11 países de Latinoamérica.